MUJERES: TODO ES POSIBLE

Cambia llantas de 21.7 kilos y tiene una pistola tatuada a un costado de su muslo. Es la única mujer de tiempo completo miembro del equipo de los pits en la NASCAR. Se llama Christmas Abbott y gracias a la fuerza de sus músculos inflados de orgullo y trabajo en el CrossFit, se mantiene en la pista de un deporte que en muchas ciudades de Estados Unidos es hasta más popular que el hockey o el béisbol.

Igual que Danica Patrick, quien hizo su propia historia en 2013 al conseguir el pole en Daytona 500 en uno de los pocos deportes donde las mujeres pueden competir directamente con hombres, Abbott posee un doble mérito: Para ser miembro del Michael Waltrip Racing Team, su condición física y biológica sí influye, por lo que deja clara la ruptura de una barrera que durante años ha perseguido a la mujer.

El peso del acontecimiento, pareciera no ser tanto comparado con los 102 kilos que Abbott carga cuando hace sentadillas. Mucho menos comparado con su fortaleza mental para hacer lo que hace.

El surgimiento de las nuevas identidades femeninas definitivamente podría poner como ejemplo una fotografía de Christmas Abbott, un “fenómeno cultural” como la describen en Estados Unidos, sex symbol para los medios y una inspiración para miles de mujeres que sueñan con cruzar la frontera del impedimento. Mujeres, todo es posible.Imagen 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s